Usamos cookies propias de COSMOPOLITAN IBERIA S.L. y de terceros para conservar sus preferencias, finalidades analíticas y de publicidad comportamental para la elaboración de perfiles basado en sus datos de navegación. Al navegar por este Sitio Web, acepta su instalación y uso. Puedes aquí consultar nuestra Política de Cookies y, si quieres, cambiar tus preferencias.
Buscar en cosmopolitantv.es

Cine

Recordando a John Lennon

Cosmo emite la peli sobre su vida, 'Nowhere Boy'



Si echamos la vista atrás, al siglo XX, y buscáramos a los personajes que definieron ese periodo de tiempo encontraremos dos clases de personas. Aquellos que consiguieron su notoriedad con la guerra y la búsqueda de poder y aquellos que supieron ver más allá del dolor del ser humano e intentaron poner su grano de arena para concienciarnos a todos de que la vida merece la pena si se lucha por ella. En este segundo grupo, por supuesto, está John Lennon.

Cosmo emite 'Nowhere Boy', una cinta autobiográfica del genio de Liverpool que se centra en su adolescencia, comenzando la historia poco antes de conocer a Paul McCartney y fundar The Beatles.

Veamos algunas de las claves que convirtieron a John Lennon en uno de los protagonistas del siglo XX.

Nacer bajo las bombas


El segundo nombre del artista, Winston, se lo debe a Winston Churchill (del que precisamente también estrenamos biopic en Cosmo) ya que en el momento de su nacimiento el ejército nazi bombardeaba su Liverpool natal en 1940 y sus padres se fijaron en la entereza de su por aquel entonces Primer Ministro para bautizarlo. Curiosamente, una persona nacida en un campo de batalla acabaría siendo uno de los defensores más célebres del pacifismo en el siglo anterior.


John acabaría renegando de este segundo nombre por sus connotaciones bélicas cuando se lanzó a la carrera de la música.

Una profecía rota


Tras la separación de sus padres John fue criado por sus tíos, Mimi y George, con lo que no se llevó bien precisamente. Su tía, una mujer estricta, quería impedir que el joven se lanzara al mundo de la música repitiendo la misma frase: "La guitarra puede estar bien como un hobby pero jamás te ganarás la vida con ella". En 1970, cuando Lennon ya lo había demostrado todo en el mundo de la música, unos fans imprimieron esa frase en una placa de acero y se la enviaron a su tía. En una visita posterior, Lennon descubriría que su tía había colgado esa placa a la vista en el salón, señal de que había reconocido su error. La casa, por cierto, la había pagado el propio John.


Imagen Vía

Nunca conozcas a tus héroes


Eso dice el refrán: nunca conozcas a tus héroes o prepárate para una desilusión. Hablamos ahora de otro rey de la música del siglo XX. Perdón: EL Rey, Elvis Prestley, al que John le debía su interés inicial por el mundo de la música. En 1965 Prestley invitaba a los británicos The Beatles a su mansión Graceland. Lo que parecía un encuentro cordial pronto se convirtió en otra cosa: un cansado Elvis miró con condescendencia a los cuatro jovencitos ingleses, tímidos pese a su fama mundial, y les dijo: "Bueno, chicos, si sólo os vais a quedar mirándome, entonces me voy a dormir". La leyenda negra cuenta que El Rey quería socavar los ánimos de los Beatles como venganza por haberle superado en las listas de éxitos.

Yoko y John


Lennon encontraría al amor de su vida en una galería de arte en 1966. Una artista conceptual japonesa llamada Yoko Ono exponía en dicha galería. La obra que marcó a John era simple en su ejecución: una escalera de mano que llevaba a un catalejo. Al subir por la escalera y mirar por el catalejo se leía la palabra "sí". John se quedó a hablar con la artista cuando todos los invitados se marcharon, dando comienzo a una de las historias de amor más célebres del siglo pasado. La pareja se casaría en Gibraltar en 1969 y comenzarían su movimiento por la paz, justo cuando el conflicto de Vietnam golpeaba con fuerza a los Estados Unidos.

La muerte de John Lennon


Fue un 8 de diciembre de 1980 poco antes de las 11 de la noche. John se dirigía al apartamento Dakota en Manhattan, donde vivía con Yoko. Un fanático llamado Mark David Chapman, al que el artista había firmado un disco esa misma mañana, disparó cinco veces en la espalda al ex Beatle que moriría pocos minutos después. Su viuda y amigos esparcirían sus cenizas por Central Park y se crearía una placa conmemorativa en el lugar del asesinato en Central Park, una esquina que desde entonces recibe el nombre de 'Strawberry Fields', título de una de sus canciones. A día de hoy, Chapman sigue en prisión. La leyenda de Lennon vivirá para siempre.

No puedes perderte el retrato de una de las personas más influyentes de la Historia moderna. Puedes ver 'Nowhere Boy' en las siguientes emisiones.

Sábado 23 de Mayo a las 22:30
Lunes 25 de Mayo a las 15:18
Jueves 28 de Mayo a las 09:00
Domingo 21 de Junio a las 22:05
Martes 23 de Junio a las 15:30
Sábado 27 de Junio a las 10:00

Imagen de portada Vía














¡Anímate!, aquí se publicarán los comentarios sobre este contenido... sé el/la primer@ en participar!!
 
Más noticias






¿Quieres recibir actualizaciones de NOTICIAS en tu dispositivo?
Ahora no ¡Vale, suscríbeme!
Tu dispositivo no puede recibir notificaciones, puede ser porque este sitio esté bloqueado.
¿Cómo desbloqueo?

Si ya está desbloqueado y sigue sin funcionar, entonces es porque tu navegador no es compatible para recibir este tipo de notificaciones