Usamos cookies propias de COSMOPOLITAN IBERIA S.L. y de terceros para conservar sus preferencias, finalidades analíticas y de publicidad comportamental para la elaboración de perfiles basado en sus datos de navegación. Al navegar por este Sitio Web, acepta su instalación y uso. Puedes aquí consultar nuestra Política de Cookies y, si quieres, cambiar tus preferencias.

¿Has visto este programa? ¡Puntúalo!
Tu valoración les será de gran ayuda al resto de usuari@s y también a tí

Los consejos parentales del chef Gordon Ramsay

COSMO estrena temporadas de 'Master Chef USA' y 'Hell's Kitchen'

02/02/2021
gordon_ramsay
Master Chef (USA)



Los programas de cocina no son nada nuevo en televisión. Además de permitirnos aprender las más variadas recetas, nos hacen compañía gracias al carisma y la cercanía de los chefs que los presentan. Por supuesto, todo esto cambió con Gordon Ramsay: él no está aquí para hacer amigos, sino para sacar lo mejor de nosotros usando la disciplina de un instructor militar.

COSMO estrena la décima temporada de Master Chef USA, el programa que cambió las reglas del género culinario televisivo. Y por otro lado, también estrenamos la doceava temporada de otro de sus programas estrella, Hell's Kitchen. El escrutinio implacable de Ramsay ha formado a algunos de los más prestigiosos chefs del momento mientras deshecha a toda aquella persona que no vale para estar entre fogones con los más coloridos e imaginativos insultos.

Estos improperios son parte de la marca de Ramsay, aunque tampoco podemos olvidar que es uno de los cocineros más importantes de la actualidad. Pero, ¿es Gordon Ramsay tan directo y duro en su día a día o se trata de un personaje que interpreta para darle más sabor a sus programas? Un simple vistazo a su faceta familiar nos aclara que Gordon no está actuando ante las cámaras: es igualmente exigente con sus hijos.


No vivir de las rentas


Casado desde 1996 con la también chef televisiva Cayetana Hutchenson, la pareja tiene cinco hijos: Megan (22), los gemelos Jack y Holly (20), Matilda (18) y el recién nacido Óscar. Ramsay está usando las mismas técnicas que sus padres usaron con él: disciplina implacable y sin concesiones. 




Hay que recordar que Gordon no es solo cocinero y presentador. También es uno de los empresarios más importantes del planeta, y su patrimonio le hace ganar más de 50 millones de euros al año, lo que le coloca por encima de estrellas de la talla de Beyoncé. Es el dueño de cientos de restaurantes y docenas de franquicias de comida, productor de sus programas e incluso protagonista de su propio videojuego.

Y si piensas que sus cinco hijos han crecido entre algodones y rodeados de toda clase de lujos es que no conoces a Gordon Ramsay, pues con el objetivo de sacar lo mejor de ellos los trata con el mismo rigor con el que trata a sus sufridos concursantes.


Valorar el trabajo duro


Si Gordon ha llegado hasta la cima es porque valora cada gota de sudor y cada céntimo ganado. Desde el nacimiento de su primera hija tenía claro los peligros de consentir caprichos y de cómo su fortuna podría convertir a sus retoños en niños mimados. La intención del chef es que aprendan el valor del trabajo duro y que entiendan que la única manera de hacerse valer es demostrando que valen. Y eso, por supuesto, incluye el dinero.

En una reciente entrevista al diario The Telegraph Ramsay describía las ayudas económicas que reciben sus hijos: "Meg va a la universidad y tiene un presupuesto semanal de 100 libras (113 euros), mientras que los demás ganan unas 50 libras (60 euros) a la semana y tienen que pagar ellos mismos la factura del móvil y el abono del autobús".


Sin concesiones


Además de la cocina, Gordon es un apasionado de los viajes. Ya sea por placer, por trabajo o por su búsqueda de nuevas y excitantes recetas, el chef pasa gran parte de su tiempo cambiando de país. En muchos de estos viajes participan sus hijos, que le acompaña en el mismo avión. Pero claro, mientras Gordon viaja con la comodidad y lujos que otorga un billete de primera clase, sus retoños tienen que viajar en turista y solo ven a su padre cuando este se digna en hacerles una visita para recordarles que "si no habéis trabajado lo suficiente como para poder pagarlo, no podéis sentaros en primera clase".




Suponemos que es entonces cuando les vuelve a contar la historia de su vida, y de cómo abandonó la casa de sus padres a la tierna edad de 16 años para labrarse un futuro entre fogones y amasar una fortuna céntimo a céntimo.


Nada de enchufes


La determinación de Ramsay va más allá. Se podría pensar que una buena manera de hacer que sus hijos valoren el trabajo es enchufarles en alguno de sus restaurantes en uno de los puestos más sufridos del escalafón culinario, como friegaplatos. Nada de eso, pues por muy bajo y mal pagado que esté el puesto seguiría siendo una concesión y Gordon no hace concesiones.

"Si lo que quieren es trabajar en una cocina, que se vayan al restaurante de otro chef y que vuelvan a mi cuando hayan aprendido algo y puedan aplicarlo a mi negocio", relata en la entrevista.




Además, Gordon ha declarado que no importa cuán grande pueda a llegar a ser su fortuna: sus hijos heredarán únicamente el 25% de ella a repartir entre todos, aunque no ha trascendido qué pasará con el otro 75%.


Estricto pero cercano


Gordon emplea estas lecciones sobre el trabajo duro con un único fin en mente: que sus hijos lleguen a ser personas de provecho y no se beneficien del esfuerzo de otros. Y sí, los expertos en psicología infantil están de acuerdo con esta estrategia. Una sola concesión podría derrumbar toda la estricta educación que han recibido.

Si ha optado por esta estrategia es porque quiere con locura a sus hijos. Su férrea educación no quita que se le caiga la baba con ellos y que presuma de sus retoños como hace todo padre.




Si sigues a Gordon en sus redes sociales habrás comprobado que no para de subir fotos y vídeos disfrutando de su vida familiar y últimamente solo tiene ojos para Oscar, la última incorporación de la familia Ramsay.

Toda la fachada de dureza que emplea en sus programas se derrumba como un castillo de naipes cuando toca jugar con los pequeños y el bulldog francés de la familia, Truffles.




La faceta familiar del chef Gordon Ramsay es una de las menos conocidas, y una que no van a poder disfrutar los sufridos concursantes de su programa. A ellos les toca la disciplina, la dureza y algunos de los insultos más imaginativos que se pueden escuchar en televisión.

COSMO estrena la décima temporada de Master Chef USA y la doceava de Hell's Kitchen que puedes ver en el servicio bajo demanda de tu operador de televisión, ambas conducidas por Gordon Ramsay. Consulta la ficha de los programas para no perderte una emisión.

Imágenes Vía















 

Manuel Varela
Redactor web


Comentarios

¡Anímate!, aquí se publicarán los comentarios sobre este contenido... sé el/la primer@ en participar!!
 

Noticias relacionadas

Más noticias


únete al universo cosmo
¿Quieres recibir actualizaciones de NOTICIAS en tu dispositivo?
¡Vale, suscríbeme!
Tu dispositivo no puede recibir notificaciones, puede ser porque este sitio esté bloqueado.
¿Cómo desbloqueo?

Si ya está desbloqueado y sigue sin funcionar, entonces es porque tu navegador no es compatible para recibir este tipo de notificaciones