Usamos cookies propias de COSMOPOLITAN IBERIA S.L. y de terceros para conservar sus preferencias, finalidades analíticas y de publicidad comportamental para la elaboración de perfiles basado en sus datos de navegación. Al navegar por este Sitio Web, acepta su instalación y uso. Puedes aquí consultar nuestra Política de Cookies y, si quieres, cambiar tus preferencias.
Buscar en cosmopolitantv.es

Psicología

Bendito verano

Escucha tu interior y quiérete con fuerza

Bendito verano
Te pasas el invierno soñando con que llegue el calor y las vacaciones, contando los días que te quedan para tirarte a la bartola y descansar. Por fin llega el ansiado verano y sólo entonces te das cuenta de que tu rutina te gustaba mucho más.
Las redes sociales, las revistas, la televisión y las amigas te muestran situaciones idílicas, nadie expresa nada negativo. Lugares maravillosos, chiringuitos de portada de revista, playas, mojitos, niños ideales haciendo castillos en la arena, alegría, sosiego y buen rollo.

foto

Foto vía: unsplash-logoAnna Demianenko


El verano y las vacaciones son la mejor época del año, sin duda.
Es ideal tener a los niños en casa, un placer dar de comer a esa panda de adolescentes que sólo se incorporan para buscar algo en la nevera. Genial, además, que sean sociables y se traigan a todos sus amiguitos a la piscina o a ver una peli.


Es fácil saber por dónde han pasado, son muy detallistas, siempre dejan huella.
Lo sé, no es tu caso, tus adolescentes son encantadores, casi no duermen en verano, colaboran todo lo que pueden, son ordenados y siempre los tienes detrás de ti tratando de darte conversación.

Si tus hijos son todavía pequeños todo es mucho más sencillo, un placer ir cargada como un sherpa a la playa y mezclar crema con mocos y arena. No aciertas ni a recordar cuando tu única preocupación era qué color de biquini ponerte o elegir el plan nocturno, esa vida seguro que sólo existió en tu imaginación.

niños


Puede que no tengas retoños o los hayas encajado unos días, eso es perfecto para disfrutar de tu pareja tête a tête, los dos solitos. Es en esos idílicos momentos cuando descubres que ese señor comparte pocas pasiones contigo, que le aburres y te aburre.

Tal vez tienes una pareja ejemplar, el entorno que os rodea es el que deseáis y disfrutáis juntos un montón. Es secundario que tengas el termostato alterado, te pases el día sudando como un pollo y buscando una sombra, un ventilador o un lugar a cubierto.

¿Ponerse mona en verano?
Eso de que te arreglas con cualquier trapito y unas sandalias lo dice tu vecina la flaca o tu prima la que tiene veinte años menos que tú. No encuentras que ponerte, las telas ligeras muestran tu flacidez o tú grasa, no sabes cómo disimular tu tripa y odias tener que enseñar las piernas. El momento playa se convierte en un suplicio, o pasas calor o te hartas de estar sentada para no enseñar el culo.

verano

Foto vía: unsplash-logoCarlos Alberto Gómez Iñiguez


Sé que estoy mostrando el vaso medio vacío y que todo lo que os cuento son detalles sin importancia.
Lo relevante es tener unos días de descanso, un lugar donde estar a gusto y una familia o amigos con los que poder compartir tu tiempo.  
La comparación social hace mucho daño, solemos ver la vida de los demás mucho mejor que la nuestra, envidiamos lo que no tenemos y menospreciamos lo nuestro.

Lo peor de las vacaciones es tener tiempo libre y no saberlo gestionar
. Muchas veces somos incapaces de estar con nosotras mismas, no nos queremos escuchar. Tendemos a evitarnos de manera inconsciente, nos cargamos con responsabilidades y si decidimos descansar, buscamos con quien salir o qué serie ver. Cualquier cosa antes de dedicar tiempo a descubrirnos y aprender a valorarnos.

Playa

Foto vía: unsplash-logoJeremy Bishop


Quizás el verano es un buen momento para reflexionar primero y tomar decisiones después.
Dedícate tiempo, cuídate, escúchate y mímate. Descubre qué necesitas y concédete el capricho de permitírtelo.

Si tienes una mala relación de pareja, más que buscar la paja en el ojo ajeno, analiza qué puedes mejorar tú. Es sorprendente lo que un cambio en nuestra actitud puede aportar.

Si las vacaciones son una huida de tu rutina, de tu trabajo o deberes diarios, párate y sopesa. Probablemente escapar y no pensar no va a ayudar a que nada cambie.

playa


Aprovecha los días de descanso para valorar si puedes introducir algún cambio que mejore tu rutina después de este parón. Que siempre hayas hecho las cosas de una manera no significa que no se puedan cambiar.
Septiembre, tú trabajo, tus estudios, tu casa, tu familia, tus hobbies, tus amigos y tu relación con todo ello puede ser como tú decidas que sea.
Las normas las pones tú, cuestionase si has puesto el listón muy alto, si te satisface lo que haces, qué quieres realmente y en qué te apetece mejorar.

mujer


Os pido disculpas por una crónica tan negativa de las ansiadas vacaciones, alguien tiene que enseñar la otra parte, la de la que sufre en silencio. Siempre hay salida, siempre hay opciones, siempre hay otras posibilidades. Primero ser conscientes, luego decidir qué queremos mejorar y después buscar la manera de hacerlo.
Espero de corazón que ninguna tenga un marido petardo, ni unos hijos cansinos. Que tengáis un trabajo que os satisfaga y unos días de descanso para olvidamos de él. Que estéis rodeadas de buenos amigos o disfrutando de la tan temida soledad. Que os sintáis a gusto en vuestro cuerpo y que os favorezca el verano. Que descanséis, que os relajéis y que volváis con fuerzas renovadas para comeros el mundo.

Sobre la autora:
Ingrid Pistono, licenciada en Psicología con Máster en Psicoterapia del Bienestar Emocional.
Instagram: @ingrid_pistono_psicologa


Foto de portada vía

Comentarios

MARÍA, de Madrid/Alcobendas: Hace 3 semanas

La verdad es que me paso la mitad del verano pensando lo rápido que se pasa y lo poco que falta para volver al curro. En lugar de disfrutarlo a tope! Que pase rápido el invierno y prometo que las próximas vacaciones voy a disfrutarlas como nunca.

Silvia, de Madrid: Hace 1 mes

Estupendo artículo, muy divertido porque trata con ironía situaciones y sensaciones que todos hemos tenido en mayor o menor grado y terrible también porque hay estadísticas que afirman que el número de parejas que se divorcian a la vuelta de vacaciones es muy superior al resto del año.....

Arco, de Madrid: Hace 1 mes

Que raNos pasamos el invierno deseando que lleguen las vacaciones de verano, con expectativas muy altas y cuando llegan siempre pensamos que las actividades veraniegas de los demas son mucho mas glamurosas y ese sentimiento se acentua con la redes sociales muy acertados tus comentarios y como siempre nos ayudan mucho mejorar nuestra ACTITUD

fernanda, de madrid: Hace 2 meses

Me parto!! Que artículo más divertido. Me he visto reflejado en muchas situaciones de las que comentas, bien cuando los chicos eran pequeños o ahora adolescentes. Muchas veces hemos dicho mi marido y yo que las vacaciones eran para ellos ,nos reímos y hemos pensado que cada ocasión requiere hacer lo que toca sin más. Gracias Ingrid

Eva, de Madrid: Hace 2 meses

Necesitamos adaptarnos a estar de vacaciones, desconectar de lo de alli y disfrutar de los q te llevas, los imprescindibles, y si se puede ir organizando cabeza mejor q mejor porque el cuerpo con las cañitas.....

Margarita, de Guitiriz: Hace 2 meses

Para mí las vacaciones de agosto es el momento de pensar y decidir nuevos propósitos, al igual que ocurre en fin de año. No es que se acaben cumpliendo todos pero bueno, alguno si que se consigue.

Ana, de Gijon: Hace 2 meses

Muy realista el artículo, supongo que la actitud , como en todo, es lo que hace que las vacaciones sean muy buenas o muy malas. Me he divertido mucho leyéndolo, ¡gracias por compartir!

Paola, de Madrid: Hace 2 meses

Muy real el artículo! Aunque haya un poco de caos me encanta recibir con cara alegre la llegada del verano. Es verdad, la rutina desaparece y todo cambia por tres meses pero disfrutar a la familia y a los amigos sin horario alguno y con pocas preocupaciones para mí es lo mejor.

Consuelo, de Madrid: Hace 2 meses

Sí y no... siempre me ha encantado el verano, y sobre todo la playa! Pero es cierto que a veces no descansas nada y ya al final te dan ganas de volver a tu rutina...

Raquel, de Madrid: Hace 2 meses

No he podido evitar sonreír mientras lo leía, me siento identificada en tantas cosas.. me quedo con tus consejos para ponerlos en práctica, ya que el verano vuela y luego miramos atrás con nostalgia.

 
Más noticias


¿Quieres recibir actualizaciones de NOTICIAS en tu dispositivo?
Ahora no ¡Vale, suscríbeme!
Tu dispositivo no puede recibir notificaciones, puede ser porque este sitio esté bloqueado.
¿Cómo desbloqueo?

Si ya está desbloqueado y sigue sin funcionar, entonces es porque tu navegador no es compatible para recibir este tipo de notificaciones