Usamos cookies propias de COSMOPOLITAN IBERIA S.L. y de terceros para conservar sus preferencias, finalidades analíticas y de publicidad comportamental para la elaboración de perfiles basado en sus datos de navegación. Al navegar por este Sitio Web, acepta su instalación y uso. Puedes aquí consultar nuestra Política de Cookies y, si quieres, cambiar tus preferencias.
Buscar en cosmopolitantv.es

Sexo

Nuestros relatos eróticos más hot

Hacemos un repaso por los ganadores de concursos anteriores

Este mes de febrero, en COSMO celebramos el amor y la pasión con un picante concurso de relatos eróticos en el que, si resultas ganador, podrás conseguir un lote de productos eróticos de la marca Fun Factory. ¿Te atreves?

Para ir abriendo boca, os hemos hecho una selección para que dejéis volar vuestra imaginación con los relatos ganadores de ediciones anteriores. ¡Que suba la temperatura!


El relato más hot del verano - Por Irene Díez 

"Sabía que no era sensato aceptar su oferta de compartir piso, pero no pude resistirme. Ahora pago las consecuencias no pudiendo dormir por tenerlo tan cerca. Y el calor tampoco ayuda. 
A pesar de la ventana abierta y de la puerta entornada para que haya corriente, no hace ni una pizca de brisa.

Y él sigue en mi mente, la cual va por libre y empieza a imaginar cosas: sus manos acariciándome, su boca tentándome, sus ojos desafiándome. Mis manos se desatan y comienzo a acariciarme pensando que es él. Un roce, dos, tres. Mi temperatura aumenta y el centro de mi cuerpo reclama más atenciones. Y no se las niego. Estoy a punto, solo un poco más..." (Sigue leyendo)

pareja-en-la-cocina


Atrapados en la cabaña

"Estábamos atrapados en la cabaña más fría de toda la sierra, maldito momento en el que me perdí y tuvo que venir el guardia a buscarme. Ahora mismo, estamos Raúl- el guardia, y yo en esta cabaña debido a la tormenta. - Acomódese señorita Villanueva, la noche será muy larga. Raúl es un treintañero de pelo moreno y ojos grandes, tiene una perfecta barba de tres días y su uniforme es azul marino. 

- ¿Podríamos encender la chimenea? La verdad que hace muchísimo frío en esta cabaña

- Se acerca a la chimenea de inmediato y la enciende rápidamente. Enseguida el fuego proporciona una agradable y cálida sensación al ambiente, pero aun así seguimos pegados pues no hay calor más inmediato que el del cuerpo humano. 

- A esta cabaña la llamamos;El iglú;. – Añade Raúl. Se encuentra en una de las zonas más altas de la sierra y el frío entra como hormigas por un hormiguero. 

- Genial... ahora mismo me siento como Pingu- Él ríe y su sonrisa me impacta, es odiosamente perfecto. Llevo más de dos años sin tener relaciones sexuales y mis fantasías me invaden la mente cada dos por tres..."  (Sigue leyendo)


Pasión en la oficina

"Como cada mañana me acercaba al trabajo, 5398 se abre la puerta y un escalofrío recorre mi cuerpo, soy la primera en llegar, tengo mucho trabajo y no puedo perder tiempo. Mientras se enciende mi ordenador, me preparo café y al volverme allí está mi jefe, mirándome en silencio, es tan alto, tan guapo y atractivo… Buenos días Sr. García, no le he oído llegar, le apetece un café? Llámame Antonio, ahora no deseo ese café, gracias. Dice mientras se acerca a mí con su camisa de seda, arremangándose y dejando al descubierto un lujoso reloj negro.
 
Todo mi cuerpo tiembla, estoy ardiendo y él cada vez está más cerca. Me toca ligeramente la barbilla hasta que fijo mis ojos en los suyos..."  (Sigue leyendo)

pareja-blanco-y-negro


Placer en la bañera

"Después de morder su boca con mis ojos, cogió mis manos y las puso en su pecho. Era suave. Las gotas de agua recorrían sus pequeños pezones rosados invitándome a que bebiera de ellos. Me embriagaba la tersura de su piel y solo quería restregar mis labios y mi cara por aquel cuerpo que tanto había anhelado.
 
Su pelo estaba mojado y se negaba a abandonar su rostro, lo apartaba con mis dedos para besarla. La estrechaba contra mí y me guió hasta su centro cálido y húmedo. Deseaba entrar, bañarme en aquella hoguera de placeres y cuando lo hice vi como sus ojos se entornaban, su boca se abría y su pecho henchido parecía pedir más. Apretaba mis brazos con fuerza y se resbalaban sus pies al pisar el suelo de la bañera..." (Sigue leyendo)


Sé tú uno de los protagonistas participando en nuestro nuevo concurso de relatos eróticos y consigue el sensual pack de Fun Factory. ¡A disfrutar!
¡Anímate!, aquí se publicarán los comentarios sobre este contenido... sé el/la primer@ en participar!!
 
Más noticias


¿Quieres recibir actualizaciones de NOTICIAS en tu dispositivo?
Ahora no ¡Vale, suscríbeme!
Tu dispositivo no puede recibir notificaciones, puede ser porque este sitio esté bloqueado.
¿Cómo desbloqueo?

Si ya está desbloqueado y sigue sin funcionar, entonces es porque tu navegador no es compatible para recibir este tipo de notificaciones