Vive de tus padres hasta que puedas vivir de tus hijos

Está el Señor de las Bestias con un poco de fiebre, y eso ya sabéis que, para un hombre, es como tener un pie en el otro barrio.

Ha vuelto del trabajo hecho una angustia viva, se ha dejado caer en el sofá y se ha puesto a roncar. (¿Estará enfermo de verdad o con el cuento se está echando la siestaca de su vida?)

Cuando estaba preparando la leche con el Cola Cao en la cocina, viene El Cachorro y me dice: “¿Sabes qué le he hecho a papá para que no le suba la fiebre? Taparlo con una manta”.

madre 12 (1)

Me asomo al salón y, yes, ahí está el Señor de las Bestias, más bien cuidado que bien cuidado.

Qué amor de crío. Con su hermano, ese pequeño viva la Virgen, no sé qué nos va a deparar la vida; aún está por definirse. Pero con él tenemos asegurado alguien que se vaya a ocupar de nosotros cuando estemos gagá.


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios