Un año sin fumar

El día 7 del 7 cumplí un año sin fumar. Creo que lo he conseguido por la fecha. El 7 del 7 del 17, y con San Fermín echándome el capotico. Pero tamaño esfuerzo por mi parte, no fue festejado como se debía. Me quejé de que nadie me había hecho un regalo (soy de las que creo que siempre viene a cuento regalarme cosas…)

El Cachorro se ha puesto hoy manos a la obra. Ya me ha avisado llamándome al móvil estando yo trabajando, de que había un dibujo, que había cosas escritas por detrás, que había otra cosa… Es como su padre, no puede resistir contarme cosas por adelantado y reventar la sorpresa.

Cuando llego a casa, el dibujo en cuestión con un pétalo, ideal.

madre 10 (1)

No le ha quedado claro lo de que llevo un año. Pero le suena a mogollón, así que “muchos días sin fumar”. Muchísimos, hijo, desde luego.

madre 10 (2)

El caso es que aparece El Cachorro, me pide el móvil, se va y vuelve con una foto. Esta:

madre 10 (3)

Me propone un juego para conseguir mi otro regalo, que es lo que veo en la foto. “Tienes que elegir” (me deja claro que es UNA de las dos chocolatinas, para que no me haga demasiadas ilusiones).

Así que jugamos a frío-caliente. Y me lleva hasta el congelador.

madre 10 (4)

¡Un regalo con gymkana! Esto lo ha heredado del padre. Me chifla hasta la médula.


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios