¿Papá es más permisivo que mamá? Papá es más permisivo que mamá

Cuando van a salir de casa para ir al cole, oigo que el Señor de las Bestias habla con alguien por teléfono y le dice que esté preparado, que no sabe si saldrán hoy. Habla con un compañero de trabajo porque tienen un rodaje en Las Azores y todavía están por definirle el día de viaje. Le pregunto: “¿Pero te vas hoy?” Y lo escucha El Cachorro, que también le pregunta:

– ¿Te vas?
– Sí.
– ¿Cuántos días?
– Tres días.
– ¡Jo, tres días sin tele!

madre 13 (1)

¡Ole el amor filial! ¡Hete aquí su preocupación! No son tres días sin su padre, no… ¡son tres días sin tele!

Mira, por lo menos lo tiene asumido, y no me tendré que andar peleando… Porque con esta queja de El Cachorro, sale a relucir la verdad, que el Señor de las Bestias les pone la tele con cualquier excusa. Hoy, de par de mañana, un poquito antes de salir para el cole.

madre 13 (2)

(Me derrito con Don Bimbas. Ese es su sitico. Y siempre con el cojín al lado. Parapetado para ver la tele).

Y yo soy absolutamente contraria. Yo se la pongo en casos de extrema necesidad, cuando tengo un trabajo urgente que hacer y están excesivamente pesados. Porque hay veces que se ponen a jugar y (casi) ni te enteras. De lo más entretenidos en su habitación. Pero en la mayoría de las ocasiones, el entretenimiento no les dura demasiado y enseguida empiezan a pelear porque, del millar de juguetes que tienen, justo quieren jugar ambos con el mismo, por ejemplo. O se pegan todo el rato jugando en mi cuarto de estudio. Tienen la casa entera para ellos solos y andamos los tres hacinados en el espacio más pequeño del piso. (Por una parte me encanta este apego, que sean como mascotillas cariñosas, que solo están a gusto si están a mi lado).
Pero, lo dicho, cuando tengo algo importante y urgente que hacer y andan los dos liándola en mi mismo espacio físico, les tengo que soltar un bufido para que salgan inmediatamente, y cuando la lían afuera, cojo el mando y les enciendo la tele.

Pero, lo dicho, yo les activo el aparato en contadas ocasiones y, ahora que se va su padre, ¡anda que no saben que no la van a catar!


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios