La reencarnación de Atila

Cómo se las gasta el más pequeño de la casa. Es un torbellino. Tiene a su abuela, mi madre a la sazón, que no sale de su asombro.

niño

La lía sin parar. Cosa que pilla, cosa que enreda.

niño

El aspirador sigue vivo de milagro. Porque para sus fechorías, Don Bimbas tiene un cómplice. Cada vez que lo paso, se me incorporan los dos pocholos a hacer de las suyas. Uno coloca coches encima, lo adorna…, y el otro intenta pisar el tubo, se tira sobre él…

niño

Y así voy por toda la casa, arrastrando a un cacharro que hace ruido y suelta aire y a dos bichos encaramados. Aspirador con séquito.

Dice mi madre, en referencia a Don Bimbas y a modo de comparación: “Llega a venir aquí Atila y pensaríamos de él: qué hombre tan comedido, qué finos modales, qué exquisita educación”… Razón no le falta.

Porque además tiene la misma dosis de sentido del humor que de mala uva. Se gasta una gaita fina. Y lo malo es que es un crío con una fuerza enorme. No, en serio, es demasiado. No solo sudas para cambiarle el pañal o la ropa…

niño

… También esquivando los palazos que te mete. Hace daño, el jodido. Nos tiene a todos temblando. Está hecho un salvaje. Y entre que transporta cosas con la boca…

nene

Y va por ahí con su hermano a cuatro patas…

nene

Estoy por enseñarle a traerme las pantuflas y me ahorro el perro.

Aunque se autoadiestra él bastante bien. Increíble la maña que se da, uno, para poner la tele en marcha él solito, y dos, para cambiar de canal. En cuanto pilla el mando, lo tiene claro. Es el rey del zapping.

nene

Por último, el colmo de los colmos… No sé qué tiene este hijo con la cerveza, pero si ve una y no se la acercas, te monta un pollo.

nene

(Obsérvese al iluso del padre, sosteniendo el biberón del puré en la otra mano, como si fuera a ser capaz de darle el cambiazo).

En fin, que entre que va ganando barriguilla, a Dios gracias, día a día, y todo esto que os narro, vislumbro su futuro:

Un señor gordo tiradazo en el sofá viendo la tele, con el mando de la tele en una mano y en la otra, una buena jarra de cerveza, zampando lo que pille y con todo desordenado alrededor. Un cuadro.

En cuanto a un hipotético pasado… Si llega a nacer en tiempos de Moisés, si lo hubieran enviado a él a dar el coñazo al faraón, Dios se hubiera ahorrado las diez plagas.

Ah, pero… ¿¿y lo que me gusta él?? No es normal.

mano


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios