El poder de la (propia) imagen

Entramos en una farmacia y de repente El Cachorro descubre su imagen en un monitor. No solo eso, sino que es a tiempo real, porque mueve la manita saludando y ahí está él, haciendo exactamente lo mismo. Qué divertido.

niño

Se acaba de enamorar de la cámara. Digno heredero.

niño


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios