Copycat

Otra cosa no, pero los niños se fijan, ¡vaya si se fijan! Aquí, éste, intentando abrir la puerta de casa.

Niño

Jamás le he enseñado a hacerlo ni le he indicado nunca por dónde se metía la llave ni que ahí había una ranura ni… Y hoy le hemos dejado las llaves para que se entretuviera un rato y de buenas a primeras se ha puesto a hacer de sereno.

A esto se le puede sacar provecho. Ahora le doy responsabilidades. Le pido que tire el pañal usado a la basura, y él lo coge como si fuera un tesoro, lo traslada con suma delicadeza, abre la puerta de debajo del fregadero y deposita el pañal con total eficiencia.

Niño

Es un tipo que se toma muy en serio su cometido. He aquí la foto que demuestra la máxima concentración que dedica a la tarea.


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios