Amor-odio

El Cachorro ha experimentado por primera vez el complejo sentimiento del amor-odio. Ese ni contigo ni sin ti, ese largo pero ven, ese entra pero sal, ese para pero continúa, ese qué gusto me das pero qué daño me haces…

Porque el helado está rico riquísimo, pero también está frío friísimo.

Niño llorando

3 pensamientos en “Amor-odio

    • Igual es que su abnegada madre tiene mayor tolerancia al frío y se sacrificó zampándoselo para que nadie resultara herido.


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios