DIARIO DE UNA EMBARAZADA. Capítulo 10. Retando al toxoplasma

Cuando me embaracé de El Cachorro y solo lo sabía por una prueba de orina casera, y ante la ausencia de citas con el médico antes de un viaje que tenía previsto al Mar Rojo, llamé a una consulta ginecológica para hacer un par de preguntas clave. Una, si podía hacer submarinismo. Y otra, si podía tocar felinos. “Bueno, solo ten un poco de precaución con los gatos, sobre todo con sus heces, no las toques”. Y repliqué: “¿Pero solo con los gatos o con todos los felinos?” La ginecóloga lo flipaba: “¿Cómo, todos los felinos?” “Sí, tigres, linces, ocelotes… etc.” “Eeeeeh, esteeeee, no sé. Pues por si acaso sí”. Y colgó pensando en que había una graciosa que le estaba tomando el pelo. Nada más lejos.

Tras esta anécdota, voy con el tema.

A pesar de que me he pegado la vida tocando bichos, no he pasado la toxoplasmosis. ¿Y cómo es que cada vez que me embarazo y me dicen que puedo contraerla y que evite a los gatos, los gatos vengan a mí? Bueno, ellos por sí solos no, es cosa del Señor de las Bestias. No contento con traerme a uno a casa, me aparece con todo este ramillete.

Niño

Y a mí también ya me vale…

No he sido la única encantada con la visita gatuna. Al nene también le ha gustado. Había una gata, cinco gatitos y dos peluches. Pues lo que más le ha llamado la atención, équili.

Niño

Mira que tiene cosas más interesantes que coger… Y cien mil peluches en su cuarto a los que no hace ni puñetero caso… Pues hale, el peluche de los gatos.

En fin, que esta circunstancia de tener una camada de gatos en casa me ha permitido explicarle que los gatitos estaban desayunando leche de las tetitas de su mamá.

Niño

Y le he explicado que esos gatos crecerían porque desayunaban y que él se quedaría chiquitajo porque no desayunaba. No le ha afectado lo más mínimo.

Niño

Luego se ha empeñado en coger gatitos. Casi ahorca a dos con sus propias manos.

Niño

(Mamá gata es una santa).

Sin embargo hemos tenido un final feliz. Ha terminado habiendo, como al principio, una gata y cinco gatitos. Y dos peluches.

Niño


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios