Eso os pasa por preguntar

«¿Cómo se llama tu niño?»
Y les suelto la siguiente retahíla: «El nombre de mi hijo es el claro reflejo de la indecisión de su madre. Tiene uno que es homenaje a la tierra en la que nació y de la que son sus ancestros y el otro es el que me gustaba y no tuve los huevo de ponerle en solitario».

Nunca pensaron que una pregunta tan banal les iba a deparar semejante ladrillo. Y yo… ¿por qué tendré la mala costumbre de dar tantas explicaciones? Creo que mi hijo opina lo mismo y está empezando a avergonzarse de mí.

Niño en carrito

A veces creo que el chupete lo tendría que tener yo en la boca, para tapármela.

2 pensamientos en “Eso os pasa por preguntar

  1. Conozco un caso en el que se proponía poner el nombre de una de las abuelas. Pero claro, había dos abuelas. Finalmente fueron mellizas ¡! Solucionado ¡! y se pusieron los de ambas abuelas. (Y ni siquiera consiguió poner dos o tres nombres, al estilo de las telenovelas, que es lo mejor para luego tener opciones). Poner dos o tres nombres es lo correcto, total, luego siempre se puede elegir y acortar.


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios