Numeración según U2

Tras ochocientos garabatos y rayajos en la minipizarra, para los que me pregunta que qué me parecen, “pues que no te has esforzado mucho, hijo, que digamos”, le propongo a Don Bimbas que dibuje a la familia.

– Primero a papá.

Muy bien. Se pone a dibujarlo. Le hace los dedos de la mano.

– ¡Mamá, siete!
– Cariño, son cinco.

Hace oídos sordos. Y termina. Me pide atención y se pone a contarlos:

– Uno, dos, tres, cuatro, cinco, seis, siete, ocho, nueve, ¡cacorce! ¡Tiene cacorce!

Ja, ja, ja. Es que me meo con él. Parece Bono en el principio de “Vertigo”.

madre 31 (1)

Observa su obra y dice: “Mira cómo está papá de chulito”. Jaaajajaa. Es un no parar. Es que, como tipo salao, del uno al diez yo le doy un catorce como una casa.

Ahora a ver cuántos dedos me planta a mí…


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios