La fuga

Aquí el pequeño, fugándose.

niño

Cuando dos días después se pega la anunciada toña, y observas que eso no hace mella en él y que vuelve a tomar su hamaca por un trampolín…

niño

… y ves que se pone de pie con demasiada facilidad en su cuna…

niño

… decides tomar medidas.

niño

Hale, a ver si a esta altura puede salir. Espero tener más éxito que cuando le puse un perro guardián para que no se moviera de su sitio.

niño

Y al final resultó que se fueron los dos de jarana.


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios