DA NANG – HANOI

28 Hàng Buôm
Puerta Quan Chuong
Mercado de Dong Xuan

COSAS QUE SE APRENDEN EN VIETNAM.

Que, por si fuera poco el ritmo impuesto y no tenga ya a mi hijos machacados, no tanto como a su padre, me estoy acojonando por lo que está por venir, que, sí, son muy amables pero, cuando ven que no van a sacar nada de ti, te ignoran e incluso desprecian, que voy a llamar a mi nuevo calzado de viejuna, sandalias vintage, que, como cuando te mudas de una casa pequeña a una más grande y no te caben las cosas, cuantos más bolsos tenemos, menos podemos meter, que comen carne de humo de ciclomotor y calor húmedo de ciudad y no se mueren, que tener el pelo negro y liso te da carta blanca para cometerte atentados capilares, que aprovechan el espacio, que hemos venido a jugar y que nos gusta el riesgo, que tengo riada en el canalillo, que no se puede caminar por las aceras, que soy el Rey León, que se tunean sandalias pasadas de moda con la marca de lujo que quieras, que vender salchichas en la calle no está reñido con que te hagan a la vez pedicura y manicura, que tenemos que exportar lo de que te laven el pelo en la peluquería estando totalmente en horizontal, que todo es x 4, incluidos los homenajes, y que vivan los masajes de pies, que sí que pesa, que me acabo de dar cuenta de que llevo 12 días sin tomarme unas pastillas que debía administrarme a diario, que cuanto más cansados, más movidos, o qué narices es esto. De momento.

madre 29 (1)

¿Qué pasa también hoy?

Pasa que dice Don Bimbas.

– He visto un gordo.
– Ese es Buda – le aclara El Cachorro.

madre 29 (2)

Pasa que, curiosamente, en el medio de transporte que menos frecuentan, mis hijos son de lo más aplicados…

madre 29 (3)

Leen detenidamente las normas. Bueno, leer no, miran los dibujos, que también cuenta. Claro que aquí no hay tele en los asientos…

Pasa que una vendedora de plátanos le regala unos plátanos a Don Bimbas y, ya de paso, quiere que haga la turistada. Y yo no quería, que ya es raro en mí, pero no quería. Y el Señor de las Bestias enseguida me ha plantado el típico sombrero. Y entre el uno y la otra, zas.

madre 29 (4)


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios