Mi cumpleaños

Al despertar Tato me ha regalado una maravillosa tarta. El Cachorro un buen pastel.

De la tarta tengo foto.

Tarta de cumpleaños

Del pastel… mejor os lo ahorro. Solo apuntar que toooodo me parece bien si viene de parte del regalo de mi vida.

niño

Qué niño más bonito.

Telepatía

Me he dado cuenta de que he desarrollado la capacidad de leer la mente. El padre de El Cachorro y su tío segundo han tenido esta genial idea…

Niño en la playa

Y El Cachorro pensaba: “Me vengaré. Juro que me vengaré”.

Vamos, que lo he oído en mi cabeza alto y claro.

Niño enterrado en la playa

 

Yes, he can

Ese abuelo que se pregunta cómo entretener a su nieto mientras él trabaja en su estudio y se le ocurre darle una bola de metal: “Que coja esto, que no le cabe en la boca”.

Niño le da la mano al abuelo

Ese Cachorro al que le encanta lleva la contraria…: “¡No, sin caber!”

Niño en el carro

Talones X-Men

Los golpetazos que da el canijo este con los pies no son ni medio normales. Zurriagazos con los talones con todas sus fuerzas. Y cuando pega en un colchón, bien, pero cuando le da a los barrotes de la cuna o, peor, a mí, la cosa no es tan bien.

Como soy madre primeriza… ¿Os parecen normales o se me está escapando algo?

Piernas del niño

Porque a él parece darle lo mismo sacudir a un cojín que a una pared de ladrillos, y yo me pregunto si es que nació con una aleación de titanio o similar en los talones, fruto de un experimento secretísimo que el gobiernVENGASSSSTALUEGOOO.

El dependiente bobo

En “El Corte Inglés”, uno con cara de bobo se nos acerca a El Cachorro y a mí e inicia la siguiente conversación (entre paréntesis, lo que le pensé en toda la cara):

CARA DE BOBO: ¡Hola! ¿Tienes la tarjeta de “El Corte Inglés”?

YO: Pues mira, no. (Qué cara de bobo tiene este tipo, la madre que le parió).

CARA DE BOBO: Pero mujeeerrr… Ay, qué mono el nene. Tiene pinta de llamarse Jaime. (Esta absurdez es imposible que se la enseñaran ni en un curso a distancia de marketing directo o de técnica de venta o de asertividad, esto tiene que ser de su propia cosecha, no jodas).

YO: Se llama Simón.

CARA DE BOBO: ¡Simón el simpaticón!

YO: (¡¡TE MENTO TAL PEDRADA QUE TE HUNDO EL HOCICO, SO BOBO, QUE TIENES UNA CARA DE BOBO QUE NO TE LA PESAS!!) No, solo Simón. Y la tarjeta, mejor otro día.

Sonriendo a la vida

Mi churrito ha estado esta tarde repartiendo sonrisas a troche y moche. Que digo yo que debería empezar a cobrar. Lo valen. Y él anda regalándolas por ahí.

Menos cuando hay que sacarle una foto. Entonces no. Por mucho que su padre le diga “mira al pajarito”…

Padre con pájaro