Sarah Jessica Parker, icono de estilo

Hablar de Sarah Jessica Parker es hablar de moda. La actriz, un icono de estilo desde hace más de veinte años, es la mujer que nos inspira esta semana. Además, tenemos la oportunidad de verla en “Tentación en Manhattan” el domingo a las 19:15h, un film que relata lo difícil que es la conciliación laboral y personal cuando eres una agresiva ejecutiva financiera de Nueva York y además eres madre de dos hijos.

I Don't Know How She Does It

Aunque gran parte de su influencia en el mundo de la moda la arrastra gracias a su personaje Carrie Bradshaw, lo cierto es que la actriz ha sabido sacarse partido durante todos estos años hasta convertirse en todo un icono de estilo y buen gusto. A continuación, analizo los componentes que hacen que sus looks triunfen allá donde vaya.

 

Zapatos

En concreto, tacones y, cuanto más altos, mejor. Ese es el lema de Sarah Jessica Parker para vestir sus pies. Esta elección hace que sus looks llamen la atención cargados de glamour y elegancia. Fan desde hace más de una década de los “Manolos”, los salones de Manolo Blahnik, la empresaria ha sacado su propia firma: SJP, donde aporta su toque personal a cada una de sus creaciones. Y es que a la actriz le gusta pisar fuerte. 

sarah zapatos

 

Bolsos, con un toque diferente

Aunque nunca se olvida de complementar su look con un bolso, lo cierto es que nunca lo lleva a conjunto con sus zapatos para que ambos complementos llamen la atención por sí mismos y nunca se mimeticen. Y es que, ¿qué clase de fashionista sería si eso ocurriera?

sarah bolso

 

El cabello

Sarah Jessica Parker, como buen icono, sabe que el cabello es un complemento más del outfit. Es lo que aporta más personalidad. Por ello, suele cambiarlo según lo que quiera expresar en cada momento. Aunque estamos acostumbrado a su melena con ligeros reflejos rubios y flequillo cortina, últimamente nos ha sorprendido con cambios como un total look platino que no acabó de convencer a muchos.

sarah zapatos

 

Empresaria agresiva

La actriz no solo destaca por ser un icono en sí misma, sino que ha sabido sacarle partido convirtiéndose en una agresiva empresaria con su propia línea de zapatos, como comentaba anteriormente, de perfumes e incluso de ropa. Todo ello se refleja en el estilo de Parker, que ha sabido construir y afianzar con bastante éxito su propia marca personal.

sarah tienda

 

Si tienes ganas de más, no puedes perdértela el domingo a las 19:15h en “Tentación en Manhattan”, donde destaca por sus elegantes looks de oficina.

Imágenes vía

 

Reinventando la moda de ‘Sexo en Nueva York’

A partir del jueves 27 podremos volver a disfrutar en Madrid del Festival de series, evento en el que diferentes canales presentan sus novedades para la nueva temporada y presentan diversos talleres para interactuar con el público.

He tenido el placer de publicar un artículo en su página web sobre por qué nos gustan tanto las series de mujeres y, ¿sabéis la serie que me ha inspirado a hacerlo? ¡‘Sexo en Nueva York’! Y es que, ¿acaso alguien duda de la fuerza que sigue teniendo la producción en general y el armario de Carrie Bradshaw en particular?

La moda de los 90 está en pleno auge, la nostalgia nos lleva a volver a vestirnos como en aquellos años y qué mejor que inspirarnos en el ídolo de la serie de culto por antonomasia para acertar de lleno en nuestros conjuntos. (Que sí, que algunos outfits eran rematadamente imposibles, pero todo es reinventarse, ¿no?)

Empezaré por la prenda fetiche de Carrie: el tutú. Si hace algunos años ponerse algo así era totalmente impensable para muchos, lo cierto es que es una prenda que poco a poco ha ido imponiéndose de nuevo en nuestros armarios. Faldas largas de tul o el propio tutú de bailarina combinado con unas flats de cintas son perfectos para esta nueva temporada. ¿Te atreves?

carrie-tutucarrie-bradshaw-falda-tul

Otra de las prendas que volvió (y para quedarse) hace un par de temporadas es el abrigo candy. En la serie ya lo lucía Carrie en sus looks más dulces y tú puedes adaptarlo a tu día a día en tonos pastel que pasen del rosa más empolvado al amarillo más pálido y aportar de esta manera un toque de dulzura a la rutina.

carrie-bradshaw-abrigo-candy-rosa

¿Otra prenda que ha vuelto con mucha, mucha fuerza? Las botas over the knee. Si eres de personalidad arrolladora querrás tener un par en tu armario esta temporada sí o sí. Combínalas con vaqueros o con una minifalda (otro must de la temporada) y haz tuyo un conjunto que ya lució la protagonista de ‘Sexo en Nueva York’ hace casi veinte años.

carrie-bradshaw-botas-over-the-knee

Por último, quizá una de las prendas más ponibles de nuestra neoyorkina más arriesgada: el little black dress. Tan de moda, que incluso Sarah Jessica Parker ha decidido apostar por él en su línea de ropa. Fácil de combinar y muy (muy) socorrido, hará las delicias de aquellas a las que no les gusta demasiado pensar qué ponerse para salir una noche. ¡Muy importante! No olvides un buen par de stilettos y el conjunto será completamente Carrie.

carrie-bradshaw-little-black-dress

Como veis, la moda de los 90 no nos queda tan lejana como parece y la serie sigue siendo todo un icono a la hora de servirnos como inspiración para vestirnos y actuar de forma sexy y atrevida. ¿Te atreves a adaptar tu armario como si fueras la rubia más conocida de la Gran Manzana?

Tecnología y moda más cerca que nunca

Que estamos de lleno en la era digital es indiscutible. Vivimos colgados de nuestro smartphone, no salimos de casa si nuestra tablet y no podríamos vivir sin tener conexión 3G o 4G allá donde vayamos. Desde hace un tiempo, toda esta vorágine tecnológica se ha ido uniendo a otro fenómeno que también evoluciona constantemente a lo largo de los años: la moda.

La inteligencia tecnológica se ha unido a la moda creando textiles inteligentes que constan de iluminación propia a través de LED, música, cambian de color, combaten las bacterias e incluso son capaces de regular la distribución de medicamentos, perfumes y cosméticos.

 

textiles-inteligentes-moda-tecnologia

 

 

Además, la tecnología no se queda reducida al campo de las prendas propiamente dichas, sino que se adueña de gran parte de los accesorios que empleamos en nuestro día a día. Denominados como wearables, complementos como las Google Glass, unas gafas con un dispositivo de realidad aumentada o la pulsera MEMI se han convertido en imprescindibles en armarios de celebrities como Sarah Jessica Parker o Jennifer Lawrence y demuestran la estrecha relación que se va creando cada vez más entre la tecnología y las pasarelas.

 

sarah-jessica-parker-con-google-glass

 

 

Creaciones como el Galaxy Dress consiguen impresionar y transportarnos al futuro en un abrir y cerrar de ojos a través de materiales de lujo como el chifón y cristales Swarovski. ¿El truco? Una combinación de circuitos electrónicos que lo hace ser francamente impresionante.

 

galaxy-dress

 

 

En esta última edición de la Paris Fashion Week, el diseñador Hussein Chalayan ha conquistado la pasarela con su puesta en escena de wearables capaces de interpretar y gestionar el estrés a través de visualizaciones creativas gracias a su alianza con la empresa tecnológica Intel. No queriendo quedarse solo en la presentación de estas prendas, Chalayan e Intel han elaborado cinco informes que ilustran el potencial de la integración moda-tecnología a través de complementos como gafas y cinturones.

 

hussein-chalayan-con-intel

 

 

La relación entre estas dos importantes disciplinas es cada vez más estrecha y vemos cómo los diseñadores están cada vez más involucrados con la tecnología y las grandes posibilidades que ésta puede abrir para la creación de un nuevo panorama de moda no apto para los gustos más clásicos.