Usamos cookies propias de COSMOPOLITAN IBERIA S.L. y de terceros para conservar sus preferencias, finalidades analticas y de publicidad comportamental para la elaboracin de perfiles basado en sus datos de navegacin. Al navegar por este Sitio Web, acepta su instalacin y uso. Puedes aquí consultar nuestra Política de Cookies y, si quieres, cambiar tus preferencias.
Buscar en cosmopolitantv.es

Cómo saber si sólo te quiere por el sexo

¡Hola Mis Chic@s Molonas!

¿Tienes un “follamigo” o “fuckbuddy” y os pasáis la vida follando como conejitos Duracell? Mola. A ti te mola el rollo que os lleváis…pero tú quieres algo más. Después de sendos polvos mejor o peor echados, el chico te hace gracia y te apetecería verle más. Resulta que folláís bien, te sientes agustito con su pene entre tus piernas y también a su lado y pegadita a él, te apetece descubrir los intríngulis de su carácter y saber un poco más de su persona; no sé, cosas banales como si deja la tapa del váter subida o bajada (que es como toca), si va a misa los domingos o si es más de los Rolling o los Beatles. Hija, lo normal. Cuanto más primo más me arrimo, cuanto más hermano más marrano y cuanto más roce más cariño. Como dice mi madre ¿Se quiere a un perrito, cómo no se va a querer a una persona? Y que follar más de una vez (o dos) con alguien que no te gusta es de borricos o de guarrillas muy serias. Pero con el tiempo te das cuenta de que estos sentimientos románticos y moñas son unilaterales, porque él lo único que quiere contigo es zumbar. Y zumbar, y zumbar todas las veces que pueda y tú consientas. Como estos capullos y horteras de bolera.

Lógicamente este insignificante rechazo hacia tu persona y tu corazoncito van causando mella en tu ser humano y te vas haciendo pequeñita, vas cediendo y aceptando veros cuando él quiere, decide u orquesta. Y tu autoestima lo empieza a notar; a veces lloras, otras te da una rabia que te mueres pero antes de quitarte de en medio lo matas, otras lo maldices y clamas al cielo lo hijo de Satán que es mientras juras y a Dios pones por testigo en plan dignísima Escarlata que no volverás a caer en la tentación y que no te volverá a meter el pene por ningún orificio de tu cuerpo serrano que crees blindado ante sus sucias artimañas.

Pero resulta que no tienes palabra y la siguiente vez que él te llama, casi incapaz de pronunciar tu nombre y soltándote una sarta de gilipolleces ante las que tú solo puedes sonreír como una estúpida retrasada para luego pedirte si puede ir a tu casa a dormir (pero solo a dormir ehh, lo prometo), tú le dices que sí (no sin antes pretender ir de durita, pero sin pasarte, no vaya a ser que te tome en serio y acabe abortando misión), le abres tu casa con los brazos abiertos. Y luego le abres tu cama con las piernas abiertas. Hay que joderse, eres una loser muy seria. Qué digo loser, eres una double looser.

LOSEREn cualquier caso y por norma general (por favor, no creas que eres la excepción o te irá rematadamente mal en el terreno amoroso), hay unas cuantas señales para saber si “ese hombre” está solamente interesado en follarte hasta las orejas o quiere algo contigo. Si bien esta guía caserilla no es la Biblia ni lo pretende ser, éstas son las evidencias para que te enteres de una vez por todas de que sólo te quiere por el sexo.

1. Sólo resalta tus atributos físicos. Qué buenas estás, menudo culo, qué bien la chupas, qué par de melones, cómemela otra vez, mmm qué bien sabe tu chichi… Esto te lo dice cada vez que os acostáis, pero jamás valorará tu forma de ser, tu inteligencia, tus buenos gestos hacia los demás. Eso jamás lo verá, porque no le interesa. ¿Y por qué no le interesa? Porque se la sudas. Hija, siento ser tan sincera, pero es la pura verdad.

ellospiensansexo2. No conoces a sus amigos, ni los conocerás. No hay mucho que desarrollar en este punto. Es lógico que no te presente a su madre a la primera de cambio (de lo contrario sería altamente preocupante), pero lo que no es lógico es que no te presente a sus amigos. Muy fácil, no quiere que te entrometas en su vida porque no te quiere en ella. Te quiere en su cama y después fuera de su vida. ¿Cappici?

3. No está ahí para ti, ni hoy, ni mañana. Si no está ahí para ti, es que ni siquiera es amigo tuyo. Y sólo te quiere por el sexo. Obvio.

4. No te llama nunca. No te escribe nunca. Un whatsapp, un mensajito, una llamadita. ¿No es tanto pedir no? Si no es capaz de esto, concluye tú misma el aprecio y el cariño que te tiene. Quizás si te lo dice uno de ellos hagas más caso.

5. Sólo os veis para follar. Vamos a ver alma de cántaro, si sólo folláis, evidentemente sólo te quiere por el sexo. Si quisiera ir contigo a conciertos, subir al monte, pasear, ver museos o tostarse al sol a tu vera lo haría. Después de follar, ni te escribe, ni te llama, ni quiere verte…¡Elemental querid@ Watson! Eso sí, la próxima vez que te llame, rollo a las tres de la mañana cuando le chapan los bares, le pique la polla y quiera que tú se la rasques, se la chupes o te la metas por donde te quepa, haz el favor de tener decencia, respetarte, valorarte y no ir volando a sus brazos. Ni se te ocurra atender su llamada hot y aparecer con un conjuntito de lo más mono y el chichi depilado como una actriz porno. Si lo haces, al menos cóbrale.

En definitiva y expresado para tont@s, si andas con la mosca detrás de la oreja y este asunto follador que te traes entre manos te huele a chamusquina porque sientes que sólo te quiere por el sexo, es que efectivamente sólo te quiere por el sexo. Las mujeres, en general, no somos tontas, y tenemos ese sexto sentido que nos convierte en seres dotados de suma clarividencia que nos permiten ver más allá de lo que ellos ven. En el fondo del asunto sabemos que ese tío pasa de nuestro culo menos cuando se lo trinca y nos pone mirando a Cuenca, lo que ocurre es que nos fastidia enormemente que sólo nos quieran para la mandanga (ojo, si nosotras queremos algo más) y nos negamos en rotundo a aceptarlo. Pensamos que si le damos sexo, ellos nos querrán además de para follar, para ir a pasear, al cine, cocinar, ir de viaje, pasar ratos entrañables al sol, a la luz de la luna y compartir ratos molones en el sofá o entre unas sábanas bien mojadas y revueltas.

No sé qué coño nos pasa a las mujeres que nos negamos a ver, aceptar y dar carpetazo a una evidencia tan cristalina. ¿Por el desafío? ¿Por qué nos da la gana? ¿Por qué este tío a mi no me dice que no? ¿Porque pensamos Pero pringao, en qué momento te crees que vas a encontrar a una mejor que yo? Seguramente no la encuentre nunca, pero a ti eso te la tiene que traer al pairo. Pero de verdad. Seamos amigas de verdad y digámonos alto y claro Ese tío pasa de ti. A ese tío no le gustas, sólo te llama cuando le pica y como tu chichi siempre está disponible, por eso te sigue llamando. Hagámonos un favor mundial, digámonos las verdades. Eso es lo que hacen las buenas amigas ¿no?. Acabemos con esa farsa que nos incuban ya en los primeros años de que los que se pelean se desean. Dejemos las mentiras para las películas.

A ver, que tampoco es que no te pueda ni ver. Que sí, que le haces gracia, que le caes bien, que eres guay, que molas mazo, pero de eso a que le gustes hay un trecho. De toda la vida de Dios, el que te quiere te busca y no hay manera de quitártelo de encima. Ni con lejía, ni a portazos, ni diciéndole chiquicientas veces que pasas de él. Si está por ti, te querrá ver por la mañana, por la tarde, por la noche. Te querrá ver para cuidarte, para abrazarte y comerte a besos, para escucharte, para saber más de ti, para pasear a tu perro, para ver a tu abuela y también para follar. Si le gustas, te lo dirá para que te quede bien clarito. Me gustas, me gustas, me gustas. Las veces que haga falta, no vaya a ser que te pierda.

Si le interesas, te seguirá buscando, te hará visitas inesperadas, te dirá que se va a la cama pensando en ti y se levanta pensando en ti, con que te echa de menos, que te quiere llevar a cenar a no sé qué sitio molón que acaban de inaugurar. Si está por ti te lo hará saber y te timbrará a la puerta de casa porque no puede esperar más para decirte lo guapa que eres y que le gustas más que comer con los dedos. Si no hace ninguna de estas cosas, lamentablemente es que sólo te quiere por el sexo.

Si después de todo lo que te estoy contando, sigues erre que erre con ese maromo que sólo te quiere por el sexo, pregúntale ¿Sólo me quieres por el sexo? Tres son los escenarios posibles:

A) Si tiene un mínimo de decencia te dirá que sí. Será un golpe bajo, pero así te darás finalmente por aludida.

B) Si es un cobarde te saldrá por peteneras y con un soporífero soliloquio repleto de lamentables frases hechas con las que sólo deja la puerta abierta para seguir follando contigo siempre que le pase por la papaya. Tú misma.

C) El escenario ideal para ti resultaría que te dijera que te equivocas, que te quiere para más cosas, pero que no ha sabido verlo hasta ahora que siente que te pierde. Ja. Pero esto no va a ocurrir, y si esto ocurre, estate atenta, estás ante una alimaña/sabandija detestable y sin escrúpulos. No ves que si fuera así ya te lo habría hecho saber mucho antes y no te trataría como si no le importaras nada. Porque no le importas nada. ¿Queda claro? Me da igual que estés de acuerdo o no, es la puta realidad. Y punto pelota.

Y ahora amiga, sécate las lágrimas, haz de tripas corazón, súbete las tetas y échale ovarios. No le des más vueltas y por doloroso que pueda parecerte, da carpetazo de una vez a esa relación que te lleva por la calle de la amargura. Creo que no es necesario que te recuerde que hay muchos peces en el río, en la calle, las discos, los bares, las bibliotecas, las clases de lo que sea. Ahh, y gracias a que estamos en la era digital, también hay mogollón de aplicaciones repletitas de maroromos dispuestos a querete, mimarte y cuidarte de lo lindo. Y empotrarte, qué narices. ¡Tampoco vayas de santurrona!

¡Feliz Sexo!

NO CREO EN LA CIENCIA, SÓLO EN EL AMOR, LA MÚSICA Y EL SEXO. P.D.:Y EN TODOS SUS COMPAÑEROS DE VIAJES

Sígueme en:

Twitter https://twitter.com/PepitaLaNuit

Instagram https://instagram.com/pepitalanuit

Contáctame en escribenos@cosmopolitan.es