El sexo en los tiempos del couchsurfing: Fóllame (parte 2)

¡Hola Mis Chic@s Molon@s!

Sigo con mi historia. Ricky cada vez me gustaba más. De camino de vuelta a casa en el coche me invitó a acompañarle a pasear a su perrita por el lago. La cosa ya está hecha pensé. Durante el viaje de vuelta a casa nos acariciamos lo que pudimos sin ser demasiado escandalosos. Tened en cuenta que Diana estaba detrás y no era plan de montar el numerito. Yo ya estaba a puntito de caramelo y cuando sonó esta canción acabé de derretirme. Poned el volumen a tope.

Cuando llegamos a su casa, Diana se fue a dormir, Ricky cogió una botella de vino blanco y nos la llevamos al lago. El escenario fue de película. Yo tenía frio, él calor, así que como todo un caballero se desnudó de pecho para arriba y me ofreció su bonita camisa de leñador. Nos besamos y coqueteamos preparando la cama sobre la que retozaríamos y nos enredaríamos sin consuelo en esa noche estrellada. Volvimos a su casa y nos metimos derechitos en la cama, no sin que antes Ricky cogiera la última botella de vino. No te pases bebiendo Ricky, a ver si luego no se te empalma y no me das la talla, por favor pensé.

Hacía un frío que pelaba (el aire acondicionado estaba a toda pastilla), así que me abrigué como una cebolla con sus prendas de forma que no resultaría atractiva ni para un ciego. Yo tenía frio y él calor. Mi mexicano wey insistía en quitarme la ropa y le solté a bocajarro Si quieres que me quite la ropa, caliéntame. Y eso hizo. El tex mex era picante y dulce a la vez. Además de inglés y un francés pronunciado con un exquisito acento parisino, el wey sabía latín.

Ahí ocurrió de todo y toda la movida sexual fue bastante porno. La botella de vino estaba medio llena y derramó lo que quedaba de ese vino blanco y fresco sobre mi cuerpo. Y comió y bebió de él con una sed que ni que llevara 40 días en el desierto. Primero en el parrús, donde su boca y su lengua maestras hicieron virguerías. Luego en las tetas, como no. Siempre me ha gustado eso de que se entretengan con mis tetas, pero muchas veces ellos van directamente al grano. Ricky sin embargo se entretuvo todo lo que pudo y le prestó la atención que se merece toda teta. Se notaba que Ricky era un amante consumado.

Para que os hagáis una idea de los hechos, el folleteo transcurrió más o menos como veréis a continuación. Pero sin piscina, sin mansión y ni que decir tiene que mi Ricky no era como ese capullo con cara de Ken que dan ganas de ahogarlo. Bueno, y que yo no estoy tan buena.

Confieso que ando más suelta que nunca por estas latitudes. No me estoy follando a todo lo que se menea, pero sí a casi todo. En un momento dado me dio por susurrarle al oído Fóllame Ricky, fóllame. La verdad es que se lo tomó al pie de la letra. No tardó ni 0, en levantarse e ir a por la gomita, que nos sobraba, pero no se puede actuar sin ella. Ahí estaba el muchacho, calzón bajao, condón puesto. Volvió con una cara de empotrador que me dejo loca, con el corazón más que contento y el chichi dando palmas de alegría, y satisfacción.

Fue un polvazo. No diré ni una palabra más, no quiero convertir este post en un relato erótico y calenturiento para que acabéis cachond@s perdid@s. Pero fue una noche loca en la que estuvimos, bailamos y folleteamos. Dale que te pego, toma que te doy. Dormimos abrazados y separados, todo en su justa medida. No roncó y todo fue perfecto al día siguiente. Con perfecto quiero decir que todo fluía. Polvo mañanero, desayunamos los tres juntos (Diana vuelve a aparecer en escena) y nos despedimos hasta la próxima. Cada uno debía seguir su rumbo, nadie dijo que el Couchsurfing fuera para siempre. Pero fue lindo compartir ese momento de mi vida con él. Y muy rico todo.

couchsurfing

Al día siguiente teníamos que retomar la carrera para volver a Chicago. Independientemente del polvo, ya no volveré a viajar de otra forma. Con Couchsurfing, los viajes y el sexo son más divertidos.

P.D.: Aún me pica el chichi. ¿Alguien me lo rasca?

¡Feliz Sexo!

NO CREO EN LA CIENCIA, SÓLO EN EL AMOR, LA MÚSICA Y EL SEXO. P.D.:Y EN TODOS SUS COMPAÑEROS DE VIAJES

Sígueme en:

Twitter https://twitter.com/PepitaLaNuit

Instagram https://instagram.com/pepitalanuit

Contáctame en escribenos@cosmopolitan.es


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios