Masturbarse o no masturbarse. ¿Esa es la cuestión?

¡Hola Mis Chic@s Molon@s!

MEMECENTER.COM Harrison Ford Leia Organa Han Solo C-3PO Anakin Skywalker Chewbacca mode of transport visual effects phenomenon

Ojiplática, patidifusa e indignada (siendo políticamente correcta) me he quedado al leer este artículo que está revolucionando las redes sociales. Aquí va la joya periodística moralista en cuestión, podéis verla pinchando aquí.

Contentita me tenéis, Universidad de Navarra y Aula de sexualidad del ABC, las mismas que aconsejan a las mujeres a no abortar en caso de violación, entre otras lindezas. Sin comentarios, más que nada porque este blog va de sexo, de canciones, de películas, de amor, del veranito, de historias divertidas y noches locas, no de abominaciones y crímenes.

Pero, me pregunto yo, ¿quién será el autor que escribe estas líneas breves pero intensas, y no firma su legado periodístico? ¿Aquí hay gato encerrado o son imaginaciones mías?

Chic@s Molon@s, yo me paso el aula de sexualidad del ABC por el Arco del Triunfo, y no precisamente el de la capital de la vecina Francia. No sé vosotr@s.

Aquí no obligamos a nadie a que se masturbe, a diferencia del susodicho articulito que ciertamente se me antoja un tanto sectario y de falsa moral judeo-cristiana que me irrita bastante. Pero no vamos a tocar el tema de la Iglesia, que sino arderemos todos en el Infierno.

En COSMO también tenemos nuestra propia aula, aunque no somos maestros de nada ni lo pretendemos, pero en este post vamos a darle a la masturbación la importancia que tiene en la sexualidad de todo hijo de vecino, y desmanchar su reputación después de las barbaridades que sobre ella dicen las malas lenguas.

Empecemos pues por la teoría de la masturbación. Pero antes, definamos lo que es la masturbación, que no es ni más ni menos que hacerse el  amor, quererse, amarse y darse placer a uno mismo.

Quedado claro su significado, pasemos seguidamente y sin más dilación a conjugar alto y claro el verbo MASTURBARSE. Tod@s juntit@s y bien alto. Que nos oigan en el cielo.

Yo me masturbo

Tú te masturbas

Él/ella se masturba

Nosotr@s nos masturbamos

Vosotros os masturbáis

Ell@s se masturban-

Y ahora, un poco de interacción en el aula. Que levanten la mano l@s que se masturben. Seré la primera en levantar la mano. Yo me masturbo…y las viciosas de mis amigas también.

Niñas

¿Alguien más? Vamos, no seáis tímidas. Y digo tímidas y no tímidos, ya que no me dirijo a los hombres. Ya sé que vosotros el tema de la masturbación lo tenéis controladísimo. Ya erais unos maestros del onanismo antes de que os salieran granos. Bravo por ello.

De hecho estoy recordando cuando las niñas nos echábamos las manos a la cabeza y nos escandalizábamos al enterarnos de que os la cascabais todos juntos en los vestuarios. ¡Qué tiempos aquellos! Ojalá nos hubiéramos echando mutuamente una manita si nos hubiéramos llevado mejor niños y niñas en vez de andar a la gresca todo el día.

Amigos

La masturbación, vamos el quererse y auto complacerse a uno mismo, es buenísimo para la salud. Sino mirad la cara tan sana y de gusto que se nos queda después.

En estos tres meses que llevo en Australia, desgraciadamente, no he podido masturbarme todo lo que hubiera querido. Me falta intimidad, que para esto de la masturbación es bastante necesario. Y la verdad es que noto mi abstinencia (obligatoria, no voluntaria), por qué algunas mañanas, no todas gracias a Dios y a la masturbación, me levanto con esa cara parecida a esas mal follás y mal follaos a l@s que nadie queremos parecernos.

Ahora que estamos intimando, dejadme que os diga algo. Cuando era una adolescente, jamás me masturbé.

¿Y por qué? Pues porque pensaba que era malo, eso me decían los catequistas, igualito que nuestros amigos del ABC, su puñetera aula y la Universidad de Navarra.

Cada vez que me tocaba, siempre con miedo y no muy segura de estar haciendo lo correcto, se me aparecía la cara de mi madre, bastante enfadada por cierto. Ya ha pasado tiempo y afortunadamente ya no veo la cara de mi madre, claro está. Mamá te quiero mucho y tengo muchas ganas de verte, pero no en estas circunstancias. Espero que me entiendas. Y de paso, mira este vídeo.

Aunque me costó deshacerme de este lastre, lo logré. Y ¿cómo? os preguntareis.
Pues muy fácil. Recuperando el tiempo perdido y practicando mucho.

Y ahora, el ABC de la masturbación.

1. Encuentra tu momento

masturbarse

2. Tócate, tócate mucho, de arriba a abajo. Sin medio, sin represiones, sin remilgos. No te sientas culpable de nada, porque masturbarse NO ES MALO. Y el que no se masturba, no sabe lo que se pierde.

masturbarse

3. Mírate mientras tanto y date cuenta de lo hermoso que es tu cuerpo.

4. Nada de meterse objetos externos en la vagina, salvo consoladores, vibradores y dildos. Chic@s molon@as, no se trata de meterse cualquier objeto de tamaño o forma similar a un pene, y darle al mete saca para que nos dé gustito. No. Si habías pensado en botellas de Coca Cola, pepinos, pececitos, plátanos, calabacines o salchichas Frankfurt, por favor desechad esta opción que luego Urgencias no da abasto.

Entre nosotr@s, y que no salga de aquí, os confieso que hace años me metí un plátano (con preservativo obviamente) y la verdad es que ni fu ni fa. Así que, advertidas estáis.

5. El rey del mambo, el Clítoris.
Aquí el rey de la fiesta es el clítoris. Ese pequeño duendecillo es al que hay que estimular. Así que Focus, es decir, centraos. Si queréis introducir juguetes eróticos, fantástico, pero la estimulación del clítoris debe ser nuestro objetivo número 1.

6. Juan Palomo, yo me lo guiso, yo me lo como.
Cuando me masturbo, muchas veces pienso que no soy yo la que me estoy tocando. Pienso en alguien, normalmente del sexo contrario, y me monto mi propia película. A veces pienso en un ex compañero de trabajo, otras veces pienso en mi vecino del 5, otras en mi primer novio…

masturbarse

Y para terminar, desde este blog que ni prohíbe ni da lecciones de nada, lanzo una pregunta al anónimo autor de este artículo.

¿Y tú, te masturbas? Y no digas mentirijillas, que eso SÍ es pecado.

Pecado o no, masturbarse es una de las pocas cosas que no valen dinero. Y en este país maravilloso, que desgraciadamente se están cargando los de arriba, queda poco para tener que pagar hasta por respirar. Así que, a follar a follar que el mundo se va a acabar y que se masturbe el que quiera, que es GRATIS.

Y al que no le guste que no mire.

que te den

¡Feliz Sexo!

Pepita La Nuit

3 pensamientos en “Masturbarse o no masturbarse. ¿Esa es la cuestión?

  1. Muy bueno teta!!! Da gusto leer este tipo de articulos tan reales simples y bonitos.
    Pues eso que la vida es corta para estar reprimida y a disfrutar !!!!!
    Menos criticar,y hacer mas el amor contigo misma o con compania !!!!
    besos a tod@s

  2. Ya es hora de que seamos realistas en la vida y llamemos a cada cosa por su verdadero nombre, si tod@s nos masturbamos y cuando digo to@s, me estoy refiriendo también a nosotras las mujeres.
    Naturalmente que a nosotras también nos gusta y hay que maldecir a toda esa panda de retrógrados que han privado de estos placeres a muchas de nuestras madres y de ahí hacia atrás a todas las mujeres.
    También hemos de promulgar la utilización de los diferentes juguetes eróticos, bolas chinas, vibradores y demás juguetes que nos hacen la existencia mucho más deliciosa.
    Es hora de que nos toque a nosotras reivindicarnos.

  3. Si que es lamentable que ya habiendo pasado más de un década del nuevo siglo, aún exista gente que no entienda los beneficios , tanto físicos como psíquicos de una práctica tan sana como la masturbación ( siempre que se practique con moderación , como todas las cosas, claro esta). Ahí tenemos el ejemplo del alcohol. Bueno en cantidades moderadas, y perjudicial tomado en exceso. ¿ Cuándo vamos a encontrar el camino medio y a entender que no hay nada de malo en disfrutar del cuerpo de un@ mismo?

    Un saludo desde http://www.sexoapilas.com


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios