Cómo se fraguó el nuevo trabajo de Meghan Markle

Mientras en Buckingham Palace buscan la manera de atenuar los daños colaterales de la renuncia de los Duques de Sussex de seguir dependiendo de la Familia Real británicaThe Firm (la empresa)– y autofinanciarse lejos de Inglaterra, la prensa amarilla continúa su guerra particular contra la actriz estadounidense. El último frente abierto llegaba hace unas horas con la difusión del momento en el que el nieto de Isabel II dio pie al acuerdo que une a su esposa con el gran gigante audiovisual, Disney.


Ver esta publicación en Instagram

“After many months of reflection and internal discussions, we have chosen to make a transition this year in starting to carve out a progressive new role within this institution. We intend to step back as ‘senior’ members of the Royal Family and work to become financially independent, while continuing to fully support Her Majesty The Queen. It is with your encouragement, particularly over the last few years, that we feel prepared to make this adjustment. We now plan to balance our time between the United Kingdom and North America, continuing to honour our duty to The Queen, the Commonwealth, and our patronages. This geographic balance will enable us to raise our son with an appreciation for the royal tradition into which he was born, while also providing our family with the space to focus on the next chapter, including the launch of our new charitable entity. We look forward to sharing the full details of this exciting next step in due course, as we continue to collaborate with Her Majesty The Queen, The Prince of Wales, The Duke of Cambridge and all relevant parties. Until then, please accept our deepest thanks for your continued support.” – The Duke and Duchess of Sussex For more information, please visit sussexroyal.com (link in bio) Image © PA

Una publicación compartida de The Duke and Duchess of Sussex (@sussexroyal) el

Fue el pasado verano durante la presentación de El rey león, la misma première en la que vimos a Meghan charlando amistosamente con los royal de la música, Beyoncé y su marido, Jay Z. En la secuencia del saludo de la pareja al elenco y los productores de la cinta, hay un momento en el que el hijo del príncipe Harry le comenta a Rogert Iger, presidente de la compañía estadounidense, la faceta de narradora en off de la ex estrella de Hollywood.

El ejecutivo se muestra sorprendido por la apreciación del hermano del príncipe William, a lo que Harry le comenta el interés de su mujer en retomar esa faceta profesional, a lo que el acorralado empresario contestó con un cortés: «Estaríamos encantados de probar, es una gran idea».

Pues dicho y hecho. Según The Times, la duquesa pondrá voz a un trabajo audiovisual y que los beneficios serán destinados a la organización no gubernamental Elephants Without Borders. Sin embargo, esta no será la única tarea para Markle, que habría también contactado con distintas marcas de moda y con alguna compañía informática para llevar a cabo colaboraciones como imagen.

Pero poco más se sabe de su estrategia para mantener el nivel de vida al que están acostumbrados sin recibir la asignación (sovereign grant) por la representación de la corona y la partida económica que le corresponde de las finanzas de su padre, el Príncipe Carlos, que, en realidad, supone el 95% de los ingresos del matrimonio, al igual que los Duques de Cambridge.

A esas ganancias, a las que renunciarían, se sumaría los casi 19 millones de euros que Harry recibió de la herencia de su madre, parte del fondo fiduciario creado por Diana de Gales y una cantidad desconocida, pero millonaria, que le corresponde de la herencia de la Reina Madre. Según la BBC, se trataría de una fortuna de casi 30 millones. Meghan, por su parte, sumaría alrededor de seis millones más.

El problema es el enorme gasto que su residencia en Canadá acarrearía al erario, alrededor de 700.000 euros solo en pagar al equipo que vela por su seguridad (seis agentes de Scotland Yard), además del mantenimiento de su residencia oficial, Frogmore Cottage, cuya reforma de tres millones de los fondos públicos no fue bien recibida por la ciudadanía.

El accidente de Diana de Gales, convertido en una atracción

A pocos meses de cumplirse el 22 aniversario de la trágica muerte de Diana de Gales, su desdichado fallecimiento se ha convertido en parte de una de las atracciones del parque Pigeon Forge (Tennesse). Esta nueva sección, llamada National Enquirer Live!, recrea en imágenes 3D los últimos momentos de vida de la princesa. “Muestra el camino que realizó Diana cuando salió del Hotel Ritz y los paparazzi la persiguieron, así como el destello que creemos cegó al conductor y lo que sucedió después”, decía su creador Robin Turner a los medios estadounidenses.


Ver esta publicación en Instagram

Regal La Noche de los Museos #princessdiana #ladydi #royals #beauty #photography #portrait #mariotestino @museomate

Una publicación compartida de Gabriel Hinojosa (@gab.shc) el

Esta replica, en la que se asegura que los visitantes no verán sangre, trata de ser respetuosa con los descendientes de la princesa del pueblo, aunque hasta el propio creador duda de que Harry y Guillermo no se sientan algo molestos. No es la única recreación macabra que incluirá esta experiencia, también se reproduce la escena del asesinato de la esposa de OJ Simpson o las imágenes de Michael Jackson colgando a su bebé Blancket (Prince Michael II) desde el balcón de un hotel en Berlín.

Este macabro divertimento se pone en marcha pocos días antes de que dos nuevos testigos hayan aportado datos a los medios de comunicación sobre el fatal incidente acaecido en el Puente del Alma. Robin y Jack Firestone, que estuvieron en el lugar de los hechos, aseguran haber visto dos coches oficiales mal estacionados en el lugar del suceso y, además, que ni la policía francesa ni británica quisieron tener en cuenta su testimonio. En todos estos años no han dicho nada por temor a las represalias, pero “conforme pasa el tiempo, nuestros miedos han ido disminuyendo”, indicaron al diario The Express. Asimismo, esperan que los príncipes tras esta declaración hagan todo lo posible por conocer la verdad.


Ver esta publicación en Instagram

Diana and her boys 💖💙

Una publicación compartida de British Royal Family (@windsorroyalfamily) el

El tributo de los hijos de Lady Di

Poco a poco se acerca la fecha del 20 aniversario de la trágica muerte de Lady Di y entre los muchos homenajes son varios los trabajos documentales que se emitirán en las cadenas británicas. Hay uno en especial que ha generado un mayor interés y en el que los hijos de la princesa de Gales desgranan la figura de su madre y relatan detalles íntimos de los momentos que vivieron junto a ella.

Los hijos del príncipe Carlos, William y Harry, se han involucrado al 100% en este homenaje audiovisual, en el que han hablado entre otras cosas de la última conversación que mantuvieron con la princesa antes de perder la vida en el puente del Alma de París en 1997. “Todo lo que recuerdo es probablemente lamentar por el resto de mi vida cuán breve fue esa llamada de teléfono”, confiesa el novio de Meghan Markle, que tenía solo 12 años cuando recibió el peor mazazo de su vida. El más pequeño admite que todavía hoy la ausencia de su progenitora es difícil de asumir.

Una pregunta que jamás tendrá respuesta porque la vida de la ‘princesa del pueblo’ se truncó para siempre junto a la de su amado, Dodi Al-Fayed, en un accidente de coche que todavía suscita muchas teorías de conspiración. Una fallecimiento que dejó helado a medio mundo la noche del 31 de agosto y cuyo funeral, el 6 de septiembre, fue secundado en las calles de Londres por dos millones de británicos y fue seguido por millones de personas en todo el mundo a través de televisión. En Australia está registrado como la retransmisión con más audiencia en la historia de la televisión del país.