John Travolta, siempre al lado de Olivia Newton John

Hace 40 años que John Travolta fue Danny Zuko en Grease. Fue el principio de su carrera, pero es imposible no recordarle por aquella película que nos hizo soñar con la posibilidad de que la chica buena es capaz de sacarle el lado más tierno hasta al chico más malo. Sin embargo, a lo largo de su carrera el actor, que nació en Englewood (Nueva Jersey) en 1954, ha interpretado diferente tipos de papeles, como el de un criminal del arte en El falsificador, que emite COSMO el martes 21 (22:35 h).

You have all been asking… yes, I do fly the ✈️

Una publicación compartida de John Travolta (@johntravolta) el

Aunque el filme dirigido por Randal Kleiser logró que el rostro de Travolta fuera mundialmente conocido, han sido otras películas las que le han merecido el favor de la crítica. Por sus personajes en Fiebre de sábado noche y Pulp Fiction el actor estuvo nominado a los Premios Oscar, un galardón que aun a los 64 años se le resiste. Eso sí, en una estantería de su casa sí guarda un Globo de oro, que ganó por su interpretación en la comedia Get Shorty en 1995.

Casado con Kelly Presto y padre de tres hijos -uno de ellos, falleció a los 16 a causa de la enfermedad de Kawasaki-, siempre ha tenido una magnífica relación con su compañera de reparto más mediática: Olivia Newton John. Junto a ella ha estado en los momentos más importantes de su vida. “He estado con ella cuando tuvo a su hija, cuando se divorció, cuando perdió a su hermana. Ella estuvo conmigo cuando me casé, cuando tuve hijos. Nuestra amistad es maravillosa y llena de recuerdos compartidos”, comentó Travolta sobre su compañera de reparto, con quien se ha reencontrado para celebrar las cuatro décadas de la película que les dio la fama.

Olivia Newton-John, sin miedo y con esperanzada

Quince años después de ser diagnosticada de un cáncer de mama por primera vez, Olivia Newton-John batalla por segunda vez con la enfermedad. La cantante australiana, tal y como te contamos en COSMO, hizo el anuncio de la recaída el pasado mes de mayo, después de que sus médicos confirmaran la reincidencia de la dolencia. La actriz llevaba semanas soportando tremendos y fatigosos dolores de espalda, que en realidad escondían una metástasis del hueso sacro. Suspendida su gira de junio, la artista se centraba una vez más en su salud en un largo y tedioso proceso del que acaba de hablar para el espacio australiano 60 Minutes. “Tengo que superar esto, lo tengo muy claro. Sé que me queda un largo camino y que va a ser muy complicado, así que os mentiría si os dijera que no tengo miedo. Pero por otro lado tengo la certeza de que lo voy a conseguir”, confesó.

Sin embargo, y a pesar del empaque, fortaleza y buena cara de la que hace gala en la entrevista, la protagonista de Grease reveló que los dolores en esta ocasión están siendo su peor enemigo, imposibilitándola en muchos casos la movilidad. “De verdad que intenté volver al trabajo, pero es que me suponía toda una agonía. Ahora puedo andar, pero no puedo caminar largas distancias. Durante un mes no podía ni moverme. Afortunadamente, a medida que me voy curando soy capaz de andar cada vez más”, señaló. En esta recaída está siendo clave el cannabis medicinal, que le está ayudando a superar muchos de los efectos colaterales de la radioterapia y del resto de tratamientos a los que se está sometiendo. Ella le llama “planta milagro” y manifestó que ha sido su propio marido, el magnate John Easterling, el encargado de plantarla para paliar la inflamación y los dolores de su mujer.

💓💓💓 #olivianewtonjohn #johneasterling

Una publicación compartida de olivia newton-john (@oliviaistheonethatiwant) el

Pero lo que más le está ayudando a superar este nuevo bache es su actitud frente a la enfermedad. Olivia está convencida de su curación y admite que el cáncer será parte de su vida para siempre. “Creo que voy a tener que lidiar con esto durante el resto de mis días, pero estaré bien y me ocurrirá como a otras muchas mujeres que tienen cáncer de forma recurrente. Este es el tipo de reto que me ha puesto a mí la vida y lo sobrellevaré de la mejor forma posible”, admitió. Todo un ejemplo de lucha, que ayudará a muchas mujeres que están pasando por lo mismo que la estrella cinematográfica, que en 2008 creó un Centro Médico en Melbourne centrado en la investigación y curación del cáncer. Un mensaje que debe calar día a día y que el próximo 19 de octubre resonará con fuerza con motivo del Día Mundial del Cáncer de Mama.