Las curvas y las tallas grandes marcan tendencia

Tenemos nueva heroína, se llama Laura Wells y está llamada a cambiar los cánones de belleza en el mundo de la moda. ¿Por qué? Porque esta modelo australiana tiene una talla 44, sí, amigas, la misma que visten y calzan la gran mayoría de las españolas. Por fin mandarán las curvas, las lorzas y la tripita, una alegría que nos desquitará del hambre, los complejos y las apreturas. Esta top con una talla de pecho 102, que ya la quisiéramos muchas, 79 de cintura y 107 de cadera marca tendencia y empieza a recibir suculentas ofertas de las más importantes firmas, sabedoras de lo lejos que están de la realidad las tallas sobre las que trabajan. Es más, publicaciones de moda de prestigio ya la han reclamado para sus portadas y asegura que entre sus proyectos más inmediatos está marcar el paso en la pasarela. “Me siento identificada con actrices como Brigitte Bardot o Marilyn Monroe, creo que en los 50 había más diversidad y que, en la actualidad, la industria de la moda no refleja ese canon que sí existe en la vida real”, comentaba recientemente a un medio de comunicación.

Algo está cambiando porque Wells no es una excepción. Candice Huffine, modelo de tallas XL, se ha colado en el prestigioso calendario Pirelli, al lado de las delgadísimas Adriana Lina, Natalia Vodianova, Raquel Zimmermann, Shasha Luss, Anna Ewers, Carolyn Murphy o Cameron Russell, que, por cierto, deberían empezar a echarse a temblar porque como dice la estadounidense, su presencia en el almanaque que cumple 51 años “es una señal de que algo está cambiando de verdad”. Como te contamos la semana pasada en la web de Cosmo, la de Maryland es una veterana en el mundo de las tallas grandes, con más de 15 años de experiencia. Por eso, se emocionó especialmente antes de entrar al set de rodaje de Steven Meisel, el fotógrafo elegido para esta campaña y responsable de muchas de las portadas de Vogue. “Pensaba en esto y se me humedecían los ojos. Es verdaderamente un cambio importante publicar las fotos de una chica con mi imagen”, subrayó Candice.

Una tendencia que se impone en la gran pantalla. Ahí tenemos a Kate Upton, la modelo que la lió parda en 2011 con su exuberante aparición en la portada de Sports Illustrated Swimsuit Issue y que ha protagonizado No hay dos sin tres, una de las comedias del año al otro lado del charco, junto a Cameron Díaz y Leslie Mann. Esta examazona se sale de las rígidas tablas de medidas marcadas en la pasarela, y con un pecho exuberante, una cintura pronunciadísima, una cadera de infarto y más de 60 kilos, tiene alteradito al pabellón masculino. En 2013 fue elegida la mejor modelo del mundo y se la rifan las firmas para pisar fuerte con sus estilismos.  Tres ejemplos claros de que algo está pasando en el universo de la imagen que, una vez por todas, parece acercarse a la realidad de la calle, la única verdad.

Te invitamos a visitar la entrada Bloggers de Tallas Grandes para que conozcas a algunas de las fashionistas sin complejos de la red de redes.

Un pensamiento en “Las curvas y las tallas grandes marcan tendencia

  1. Me parece perfecto que las tallas grandes en la moda existan, no solo puede haber las talla 36, es un engaño, porque hay de todo tipo de mujeres y de todo tipo de tallas, entonces si nos muestran esas tallas grandes con mujeres por cierto guapisimas, es todo mucho mas real y mas creible que lo otro, esta propuesta me encanta y me parece muy correcta, y espero que se siga por este camino.


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios