Inseguridades y complejos… no quiero ser Bridget Jones

¿Por qué cuando tenemos lo que queremos perdemos el tiempo temiendo que se nos escape de las manos? ¿Por qué no disfrutamos de ese pellizquito de felicidad? Esta semana el post viene cargado de reflexiones al hilo de uno de los personajes femeninos con el que se han sentido identificadas miles de espectadoras de medio mundo. Bridget Jones, la treintañera insegura, asidua al tabaco y al alcohol, en lucha perpetua con la báscula y con escaso éxito en el amor, que a principios de la década pasada arrasó en las librerías y en las salas de cine.

El éxito del personaje creado por la británica Helen Fielding dio en el clavo de los miedos y de los anhelos de millones de mujeres, que de alguna forma se han sentido identificadas con este desastre de mujer encantadora. Esta soltera londinense, magistralmente interpretada en la gran pantalla por la oscarizada Renée Zellweger, pasa por todo tipo de situaciones rocambolescas para encontrar al hombre de su vida, el maravilloso Marc Darcy, pero justo cuando está a sus pies, las dudas la asaltan y se arma la marimorena.

En El diario de Bridget Jones: Sobreviviré, que los seguidores de Cosmopolitan TV podrán ver el domingo 13, los miedos y los celos de Jones le jugarán una mala pasada. Porque, una vez que has subido al pódium, ¿qué difícil resulta mantener el título? Sí, ahora que ya lo tienes a buen recaudo debes procurar que no llegue ningún pibón a la vida de tu amado, no vaya ser que se sienta tentado.

No sé vosotr@s, pero estoy convencida que no hay nada más deprimente en una relación que una persona temerosa, celosa y al borde del ataque de nervios. Es más, creo que esa postura te aleja de tu respectivo y que cualquier día te puedes encontrar con esa mirada que tanto temes, ¿no será más rentable y efectivo quererse un poquito más a una misma?

De eso es precisamente de lo que carece nuestra chica de la semana. Su peor enemiga es ella misma. ¿Por qué los celos ciegan a Bridget con Darcy? Pues porque sabe que ella es la primera que podría caer en la tentación y esa tentación es un madurito atractivo, con éxito, elegancia y ese punto de malote, que como he comentado en post anteriores y reitero una vez más, nos pone y mucho. Daniel Cleaver (Hugh Grant), el mujeriego jefe de Bridget, siempre aparece en el momento menos indicado, como esos ex novios o ex maridos que te tienen toda la vida como el perro del hortelano, que ni comen ni te dejan comer.

Será capaz Bridget de superar sus miedos y sus complejos? ¿Deshojará la margarita a favor del bueno de Darcy? ¿Le dará un escarmiento a su ex jefe y, por consiguiente, un subidón de autoestima? Habrá que esperar al domingo 13 (21.25 horas) para saberlo, pero mientras pincho en Spotify a Gloria Gaynor, subo el volumen de uno de sus hits, I Will Survive, y me aplico el cuento.


Deja un comentario *
* Tienes que pertenecer al Club Cosmo para poder hacer comentarios